.......... ........ ......... ....... .......

Los niños desobedientes tienen más posibilidad de alcanzar el éxito.

29 de marzo de 2011



. "Los niños buenos van al cielo. Los malos van a todas partes".


Nuevo estudio basado en la mentalidad que define a los millonarios y empresarios más importantes del mundo actualmente. Ser desobediente y tener un carácter rebelde,  incrementa las posibilidades de conseguir el éxito en la vida y en los negocios.

El razonamiento psicológico es muy sencillo. Una persona que no acata unas normas básicas suele hacer aquello que otras personas consideran más arriesgado. Estos niños jóvenes no consentían que les dijeran lo que pueden o no pueden hacer, y eso, ya es un carácter que te dirige potencialmente hacia el emprendimiento para no tener un jefe encima de tí.



Por otra parte se define a estos niños como personas que no se habitúan a las normas establecidas, con una fuerte tendencia a asumir riesgos. La parte negativa de este asunto, es que asumen riesgos sin pensar en las consecuencias.

Bill Gates: Se saltaba las normas del campus universitario y carecía de ética en los negocios. Se asegura que había que "atarlo en corto" cuando procedía a negociar con proveedores o socios. Al mismo tiempo era muy poco respetuoso con los acuerdos comerciales. Lo que veríamos como una persona "fullera", es lo que le ha convertido en el empresario que hoy día es. Fue el primero que le dio un significado a la expresión "innovar es copiar y después transformar".



Steve Jobs: No fue un mal hijo, según  han comentado sus padres adoptivos. Era todo corazón, aunque tenía un corazón rebelde y lleno de pasión, lo que le hizo desobedecer a sus padres y no continuar estudiando  en la universidad. Claro que de no haber dejado la Universidad, según el propio Steve Jobs, jamás hubiera diseñado el Mac. Puedes ver los inicios de Steve Jobs.



Larry Page y Sergei Brin (Google): Eran buenos chicos, según se ha asegurado, aunque ambos tenían una personalidad muy propia, la cual no seguía unas normas ni protocolo. Para hacernos una idea, únicamente deberíamos entrar a las oficinas centrales de Google donde los empleados visten de cualquier forma y las bicis están aparcadas en mitad de los pasillos. Cuando el mercado decía no a los buscadores, ellos dijeron: "¿Cómo que no?". Cuando les dijeron que estaban perdiendo el tiempo con su idea de negocio, ellos argumentaron que para eso está el tiempo, para gastarlo. Al final, parece ser que no les ha ido tan mal.



Warren Buffett: El desobediente incondicional. Se dice que Buffett batió record de castigos en la infancia, ya que nunca estaba en casa a la hora que sus padres le marcaban, y desde luego, ejercer actividad comercial con 7 años es algo que algunos padres no llevan del todo bien. Rebelde pero negociador desde bien joven. Esto no solo le ha convertido en un millonario y profesional de la inversión, sino también en una persona que no admite el mundo tal y como está, por lo que donará la mayor fortuna hasta hoy día donada en causas filantrópicas.



Mark Zuckerberg: Si has visto la película de La Red Social te harás una idea de cómo se aplica la rebeldía al éxito en los negocios.

Es por eso que si eres padre y tienes a un hijo que te saca de quicio a cada instante, no lo tomes por el lado negativo y piensa que podrías tener destrozándote la vajilla al nuevo futuro empresario del siglo.







Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo