.......... ........ ......... ....... .......

Triunfa buscando empleo en el extranjero, en tres pasos

6 de junio de 2012



El grupo de países desarrollados G20 avisa de la necesidad de cubrir una gran demanda de empleos para superar la crisis. Irlanda, Alemania y Noruega son centros de recogida de inmigrantes capaces de darles las mejores opciones profesionales y, mientras tanto, en España cada día se pierden más empleos, incluso en verano y se exigen más conocimientos en idiomas para aquellos que acceden a trabajar.

Inglaterra, Francia, Asia e Iberoamérica son otros destinos para ingenieros, médicos, informáticos que deseen pasar las fronteras y buscar su oportunidad de trabajo en cualquiera de estos u otros países similares.

Pero… ¿cómo llegar y triunfar?



Primero: Investiga

Intenta averiguar dónde está tu puesto de trabajo y sus requisitos. No todos los países tienen ofertas para tus estudios académicos. Por ejemplo: Alemania pide ingenieros, Francia: médicos y administrativos; China busca financieros.

Ten muy claros sus perfiles profesionales y la idoneidad contigo, para que puedas ser de utilidad en el extranjero y encontrarte satisfecho con la oportunidad laboral. Ten muy claras tus mejores competencias profesionales y valores, para comprometerte con su proyecto con las capacidades necesarias.

Ponte al día en la documentación necesaria para salir de España e incorporarte al otro país como empleado. Busca los acuerdos bilaterales, busca los requisitos necesarios para trabajar en el extranjero. No llegues e improvises, puedes encontrar el empleo y no tener los permisos necesarios para quedarte.

Segundo: Tu presentación.

Demuestra que eres polifacético. Se valora más la capacidad de adaptación al puesto que un técnico especialista muy centrado en el puesto. La pluralidad de contenidos es una baza muy importante para obtener la garantía: no buscan un mero analista de riesgos financieros, buscan: una analista, un experto jurídico en normativa, un negociador de condiciones: todo en un mismo empleado.

El currículum es importante, pero también las redes sociales. Ambos deben estar unidos y complementados, porque la empresa hará algo más que investigar tu currículum, buscará tus ideales, valores y maneras de trabajar en tus redes sociales.

Tercero: durante la selección

Recuerda, en primer lugar, que eres extranjero. Ellos invertirán en ti, sí confían en tu calidad profesional y en tu permanencia en el país. Demuestra que la movilidad y la distancia con tu ciudad de origen es un hándicap controlable y aceptable por el candidato. Buscan personas que se arriesguen y no tengan miedo a lo desconocido y a la distancia de su familia y amigos. Demuéstraselo.

El idioma es vital. Ningún país acepta un candidato sin un mínimo del idioma nativo del país. No van a pedirte donde lo has estudiado y tampoco cuantos certificados académicos tienen, se limitaran a escucharte durante la entrevista y comprobar tus conocimientos en idiomas. Da preferencia al inglés, será el que más puertas te abra.

Conoce tus valores y competencias profesionales. Demuéstrales ¿qué eres? ¿Qué buscas? Y ¿qué ofreces?.  Haz una exposición lógica y demostrable de que eres el mejor para el puesto, a pesar de ser un inmigrante.








Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo