.......... ........ ......... ....... .......

Mi método de inversión particular y algunos consejos.

15 de febrero de 2013



Sé que muchos estarán algo descolocados, ya que lo mismo hablo de que el largo plazo es el tipo de inversión más rentable, así como hablo de especular en momentos puntuales o vender nuestro paquete de acciones que compramos para el largo plazo en un momento dado. Hoy mismo  he publicado que debemos separar la cáscara de la pipa, y  lo he hecho para que a continuación de lo que voy a explicar, os quedéis con la parte comestible, pues yo también tengo algo de cáscara. La ventaja para mí, es que reconozco mis taras.

Para comenzar, tengo un enorme defecto, que como suele ocurrir, ciertos defectos se trasladan a la inversión. No soy una persona paciente y me gusta ver resultados rápidos. Eso es un problema, aunque la verdad es que nunca me he planteado ir a un psicólogo por ello. Soy así desde que era muy joven. Mi otro defecto son (eran) los principios, y es que para invertir en bolsa (y ahora entiendo este consejo que me dieron) debes dejar tus principios a un lado.

Por principios, yo no invertía en bancos, petroleras ni tampoco apostaba en contra de una empresa o mercado (posiciones cortas), al igual que tampoco invertía en empresas que tuvieran en su dirección o junta directiva a una persona "non grata", imputados o supuestos corruptos. Concretamente, este último principio tuve que dejarlo de lado, más que nada porque ya es raro encontrar a una empresa que no tenga a algún personaje de este tipo en su junta directiva.

Del mismo modo, aún no estando a favor de las posiciones cortas (apostar contra una empresa o mercado), como parece ser que quien debería estar preocupado no lo está, hoy día no dudaré en vender al descubierto o apostar contra un índice. Dicho esto, veamos el método de inversión que hasta ahora y durante 12 años, me ha estado dando rentabilidad positiva cada año.


Mi método de inversión.

Mi método de inversión... creo que se ha ido basando en la ausencia de un método concreto y en el uso del sentido común. No creo que haya que estudiar nada del otro mundo para ganar en bolsa, todo lo contrario, y es que cuando sabes demasiado, es cuando cometes los mayores errores dentro de la inversión.

Si algo he aprendido con el tiempo es que si eliges el momento correcto para entrar en el mercado, ya tienes una tranquilidad añadida para el largo plazo. Y el momento correcto de entrada no es cuando un analista te lo dice, sino cuando te lo desaconseja. Me explico:

Santander, BBVA e Inditex son los valores más recomendados normalmente. Y es cierto, son los mejores valores que tenemos en el IBEX, y por tanto, a día de hoy ya ni me plantearía entrar en ellos. El momento de entrada en Inditex fue cuando generaba dudas hace ya años, en la zona de los 35€ por acción, y no ahora por encima de 100€. Santander hubiera sido buena idea cuando perdió los 4€, y no ahora cerca de 6€.

Cuando entras en un valor en el momento correcto, no debes estar preocupado por si Santander supera o pierde los 6€. Es lo que yo llamo ver la batalla en el valle desde el pico de una montaña, y es que puedes ver la batalla a lo lejos, sabiendo que pase lo que pase, tendrás tiempo de sobra de tomar una decisión con suficiente antelación, y pase lo que pase, tú ya no vas a perder dinero. El que ha comprado Santander a 5,85€ no tendrá la misma tranquilidad que tú. Por tanto, por muy Blue Chips que sean, por muy buenos dividendos que paguen y por muchas recomendaciones que reciban, si no los compro a buen precio, sencillamente no los compro. Y sé que probablemente suban mucho más, pero estoy seguro que las buenas oportunidades no están en valores que se espera suban únicamente un 8% ó un 15% en uno o dos años.

Mi primera inversión.

Mi primera inversión fue con 21 años y fue con dinero prestado, como ya expliqué en este artículo. Convertí 20.000€ en 35.000€ en 5 meses. Cuando cuento esto hoy día, nadie se lo cree, y los que lo vieron en su momento, me dijeron que fue producto de la suerte. Y sí, cometí una temeridad y pensé que tuve mucha suerte, aunque hoy día lo miro desde otro punto de vista, y la verdad es que aquellas inversiones fueron "blanco y en botella". Vi el gráfico de un valor que estadísticamente, cada vez que llegaba al precio al que se estaba acercando, éste rebotaba con fuerza, y por tanto arriesgué. En aquel momento no tenía ni idea sobre análisis técnico. Cuando aprendí  análisis técnico, me dí cuenta que invertí en un valor sobre-vendido, dentro de la parte baja de un canal y a punto de hacer un triple suelo. Es decir, las probabilidades de ganar eran muy altas. Eso fue especular.

Victoria Bernal me introdujo en los mercados poco después de la burbuja de las "puntocom", por lo que mis comienzos en bolsa fueron en un mercado que acababa de desplomarse y que comenzaba su recuperación. Es decir, comencé en un mercado totalmente alcista. No tiene mérito ganar dinero de esta forma, ya que todo el mundo gana ahí. El problema de la mayoría es que permanecen en bolsa cuando llegan fuertes correcciones y cambios de tendencia. Del mismo modo, aumentan su exposición a la bolsa cuando ésta está inflada.

¿Por qué me gustan tanto los chicharros?

Estadística e históricamente, los chicharros tienen mucha más rentabilidad en un mercado alcista que las empresas del selectivo. Si elegimos un buen chicharro, éste puede permanecer dormido durante mucho tiempo, pero cuando despierta, lo hace con mucha energía. Está claro que lo que muchos denominan chicharros, yo los llamo excelentes oportunidades de inversión. No me digas que invierta en Santander, Inditex y Viscofan al ser grandes empresas. Ya sé que son grandes empresas, y de hecho, todo el mundo lo sabe.

En cambio, señálame cuál de esos chicharros, en algún momento dejarán de considerarse chicharros por el mercado, ya que hay muchas pequeñas empresas que nadie te aconseja, y cuando suben un 1500%, es cuando te recomiendan comprar.

Una estrategia que he seguido algunos años, sobre todo, cuando he cogido un mercado alcista, es entrar en la recapitalización de los Blue Chips, recoger ganancias e invertirlas en diferentes chicharros.

Para invertir en chicharros....

No hay empresa mala si el momento de entrada es bueno.

Para invertir en chicharros, debes hacerlo en zonas de soporte o parte baja de un canal, en caso de que tenga definido el canal. Jamás inviertas en un chicharro porque ha subido un 70%. Hay más probabilidad de que ganes si inviertes en un chicharro que ha comenzado a subir tras perder un -80% (está claro que debemos ver por qué pierde esa empresa un 80% de su valor).

Hace meses invertí un poco de dinero procedente de plusvalías en una empresa del mercado OTC, Herborium Group, una compañía que aún no tiene ni la triste categoría de chicharro, pero en el último mes se ha revalorizado un 100%. Me llamaron la atención sus productos naturales a base de hiervas y su pésimo balance comercial, un balance que ha ido mejorando desde los últimos ejercicios. Por suerte, esta empresa tiene un producto para el acné que no contiene estrógenos, por lo que el escándalo salpicado por otros productos en el mercado, debido a los estrógenos, ha puesto en buen lugar a esta pequeña empresa que cuando compré no llegaba ni a 1 millón de dólares de capitalización Bursátil, y hoy ya vale 2,58 millones. El precio actual de sus acciones está en 0,0036 dólares.

Victoria me aconsejó comprar Gowex, una compañía del Mercado Alternativo Bursátil (MAB), y como podemos comprobar, ahora mismo recibe el apoyo del mercado con todo tipo de recomendaciones.

Mientras la gente no se cree cuáles son tus rentabilidades, yo sigo sin creerme que muchos inversores sigan comprando la misma canción de siempre, los Blue Chips, para ganarse un 5 ó 10 por ciento + dividendos o invertir únicamente pensando en los dividendos. Y no es que sea mala inversión hacer ésto, pero sería mejor apuesta si invertimos en dividendos en el momento apropiado (cuando las empresas están muy baratas).

Entré en la ampliación de capital de Banco Popular cuando todos los medios la desaconsejaban, y mi principal apuesta en estos momentos para 2013-2014 es Ezentis, una empresa que genera dudas en el mercado, hasta el punto de que muchos de sus propios accionistas no han acudido a la ampliación de capital. Aprovecho para decir esto: si confías en una empresa, acude a sus ampliaciones de capital. Si no te fías de comprar más acciones de esa empresa a un precio más barato, sencillamente vende las acciones. Ese es un consejo que a día de hoy te puedo dar.

"Si los propios accionistas no acuden a una ampliación de capital de la empresa en la que tienen el dinero invertido, hasta el punto de poner en peligro el éxito de la ampliación, ellos mismos están jodiendo su propio dinero"

¿Cómo aprovechar la volatilidad de los chicharros?

Para comenzar, únicamente invertiría en un chicharro con pensamiento a largo plazo, y por tanto, a ese chicharro debo haberle visto algo: sobre-castigado, infravalorado, mucho potencial de crecimiento, etc... (Leer: Frases de los mejores inversores).

Los chicharros suelen ser ideales para un trading en tendencia. Por regla general permanecen mucho tiempo dentro de un canal lateral. Si compramos la empresa en la parte baja del canal o en zona de soporte, aguantamos hasta que llega a la parte alta. En caso de no ser superada con consistencia, vendemos la mitad, 1/3 ó 2/3 de nuestras acciones y posteriormente volvemos a comprar más abajo. En esos movimientos laterales y los "vaivenes" dentro del canal, vamos asegurando una constante rentabilidad mientras continuamos aumentando nuestra exposición a esta empresa esperando el momento del despegue. Esta estrategia es la que llevo siguiendo desde hace tiempo con Deoleo, Ezentis y la que he comenzado con Banco Popular. Estas 3 acciones las quiero tener en cartera para el largo plazo y me generan tranquilidad al haberlas comprado a un buen precio.

¿Trading o trading en tendencia?

Ya conocéis mi opinión acerca de hacer trading en intradía diariamente, y es que probablemente acabes perdiendo dinero. Eso no significa que en momentos puntuales no puedas aprovecharlo. El famoso día de las palabras mágicas de Draghi, la mayoría de los que entramos, ganamos mucho dinero. Probablemente se obtuvo mucha más rentabilidad en 3 horas que con un depósito a plazo fijo en 12 meses. Es un día puntual. Únicamente aconsejo el trading cuando se espera un fuerte movimiento (al alza o a la baja).

Después de una gran subida o después de un gran castigo, suelen llegar correcciones o rebotes que en ocasiones duran 3 días o 2 meses. En esos momentos, si la tendencia está bien definida, podemos entrar y aprovechar esa corta o larga tendencia. Claro que cuando no hay tendencia definida, como es el caso que actualmente vive el IBEX 35, no me la jugaría a entrar, ya que hay días que no se si el IBEX sube porque entran realmente las compras o porque los bajistas dan tregua y recogen beneficios.

En cambio, si entraste en verano, cuando nadie aconsejaba invertir en el IBEX, puedes estar algo más tranquilo, ya que no creo que volvamos a ver los 5.900 puntos. De ahí viene el entrar en el momento correcto, que es cuando ha vendido sus acciones prácticamente todo el mundo.

Y aquí reconozco que cometí grandes fallos, ya que hubiese sido un momento ideal para meter en cartera a Santander, BBVA y Telefónica, valores que marcaron excelentes mínimos para adquirirlos. A precios de ganga, desde luego que los mantendría a largo plazo por los dividendos.

Mis meteduras de pata en la inversión.

Para que no todo sea la parte bonita de la inversión, creo que no estaría de más saber qué tipo de errores cometemos incluso los que llevamos tiempo invirtiendo. Decir que nadie está exento de cometer errores en la inversión, lo malo sería acostumbrarse a cometerlos. Espero sirvan de ayuda estos errores.

Los lectores que me conocen desde hace más tiempo, ya saben de mi viejo romance con Gamesa. Esta compañía a mí me encantaba, y la compré a 2,14€ pensando en el largo plazo. A mí me gustaba, pero al mercado no, Cuando bajó a la zona de 1,70€ volví a comprar buscando promediar con el valor. Tras perder los 1,70 me la quité de encima, pues ya llevaba una pérdida de más de un -20%.

Finalmente, por suerte, hice una entrada fuerte cerca de la zona de 1€ y la vendí en la zona de los 1,90€. Creo que la semana que viene me dan un premio al tío más imbécil, ya que Gamesa ahora se ha disparado en bolsa. Hoy ha cerrado en los 2,28€. Me he precipitado al vender, como es evidente, pero es que sigo sin entender que ahora haya pasado la zona de los 2€ (zona de resistencia) y la zona de los 2,14€, aún más resistencia.

Mi otra metedura de pata fue la OPV de Facebook, y es que ahí me precipité en comprar como tantos otros. No es necesario que lo explique, pues todos sabéis el recorrido que ha tenido Facebook desde su OPV. Al menos corté las pérdidas el segundo día de cotización.

Lo que nos lleva a otra de las frases que siempre aconsejo: "Más vale equivocarse y dejar de ganar, que equivocarse y perder", y es que a veces es mejor perderse una subida en la que no hemos ganado dinero, pero al menos no lo hemos perdido, y ya habrá otra oportunidad.

y mi último consejo....

Escucha siempre a los agoreros.

Esta sociedad tiene un problema, y es que hay demasiada gente inteligente. Todos sabemos más que todos, y es cuando aparecen los llamados Agoreros. Se les llama así porque anuncian que se acerca alguna catástrofe, que estamos en burbuja o que la economía se va al carajo. Políticos, banqueros y expertos en  economía, evidentemente suelen negar estas afirmaciones y el resto de la manada no hace caso al "agorero". Según cuentan los viejos inversores, ésto siempre ha ocurrido de la misma forma.

Por aparecer personas cuya música va por otro sitio distinto, les llamamos locos, catastrofistas, agoreros.... después llega la crisis de golpe, la gente pierde su dinero en bolsa, pierden su trabajo, quedan endeudados, y se hacen esta pregunta: "Por qué nadie nos avisó de esto si ya se sabía".

El agorero responde: "Se os avisó con bastante antelación, pero no hicísteis caso".

Los agoreros me sacaron de la bolsa semanas antes de la quiebra de Lehman Bothers. En aquel momento, los indicadores marcaban sobre-compra y los insiders ya avecinaban malas noticias. Los precios estaban demasiado inflados y el indicador más efectivo fue el del sentido común, pues quien no viera que el ritmo era completamente insostenible, es que estaba demasiado ciego.

No obstante, recuerda los dichos de los viejos inversores: "compra cuando todos vendan y vende cuando todos compran". Con el tiempo he aprendido que ese consejo, probablemente sea el más efectivo y acertado que se puede dar en la inversión en bolsa. En 2007, con Acciona por encima de los 200€ por acción, creo que era mejor momento de vender y no de comprar.

Probablemente me haya dejado tantas cosas sin explicar, ya que se necesitaría escribir un libro para explicar el sistema de análisis a la hora de elegir un valor y otro tipo de variantes a tener en cuenta. No obstante, si tenéis cualquier pregunta, podéis hacérmela llegar con un comentario.







Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


2 comentarios

  1. Hola Carlos como debería tomarme lo siguiente el día 6/3/13 hice una operación de compra de acciones de apple. En el momento de apertura del mercado que marcaban a 431,14 dolares,
    mi entidad depositaria que es la Caixa me pasa una notificación de compra de 434,77 aparte de 30,60 euros de corretaje y 6 euros de comisión ¿lo veis normal ? saludos Mario

    ResponderEliminar
  2. Hola, Mario.

    Probablemente lanzaras una orden de compra "de Mercado" en lugar de "limitada" y por tanto cogería el primer precio disponible de venta.

    También pudo ocurrir que miraras la cotización en la plataforma de la Caixa, la cual para mercados internacionales te muestra el tiempo en diferido de 15 minutos, por lo que el precio que veías era el precio que Apple tenía hacía 15 minutos.

    Con respecto a la comisión, creo que para mercados internacionales ronda por ahí con este broker y los 6€ serán los del Arancel.

    Acostúmbrate a usar las órdenes limitadas, de esa forma evitarás que te pasen estas cosas, sobre todo si no estás viendo los precios a los que se compra y vende en ese momento.

    Recibe un saludo.

    ResponderEliminar

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo