.......... ........ ......... ....... .......

El negocio de Pocoyo en serio peligro.

30 de octubre de 2013



Hace unas semanas, Zinkia lanzaba los famosos bonos al 11% de rentabilidad con todo tipo de dudas y advertencias de la CNMV, donde hacía constar que la empresa creadora del famoso Pocoyo tenía un margen de maniobra negativo de 3 millones de euros y que no tenía dinero para afrontar sus obligaciones.

Si añadimos que su volumen de negocio descendió casi un 50%, es como si Zinkia dependiera de esta emisión de 7.780 obligaciones simples de 1.000€ cada una (7,8 millones de euros) para su subsistencia. Claro que la mayor duda que nos ha rondado por la cabeza durante este tiempo es la circunstancia casual de "recaudar" dinero meses antes del vencimiento de la anterior emisión de bonos.



Dicho de otra forma, surgen dudas sobre si Zinkia tendría dinero para pagar la anterior emisión y por eso lanza esta nueva emisión que termina este mismo jueves 31 de Octubre.

Dicho de otra manera: el no tener dinero para afrontar su deuda a corto plazo (en el más inmediato corto plazo) y solicitar dinero nuevo (deuda a largo plazo) podría tener nombre, y por ahora no lo pronunciaremos. Mientras que hace 2 días, Zinkia dijo que no estaban al borde la quiebra pues están negociando otro tipo de alternativas,  El Confidencial asegura que a día de hoy, a menos de 48 horas del cierre, la emisión de bonos de Zinkia ha sido un rotundo y absoluto fracaso, ya que según El Confidencial, el libro de órdenes está prácticamente vacío.

Opinión Personal.

Aunque Zinkia es una empresa a la que no he seguido demasiado al no ser capaz de comprender hasta qué punto un muñeco o dibujo animado enfocado a los niños puede conquistar el mercado, lo cierto es que la pregunta que se debería hacer un inversor sería si con Pocoyo tenemos al nuevo Pato Donald o al nuevo Mickey Mouse, o si por el contrario estamos ante el final de un éxito que se basó en una moda pasajera y que ya está desmoronándose como su propio volumen de negocio está comenzando a demostrar.

Bajo mi punto de vista, una empresa no debe jugarse su futuro a un "muñeco". Debería tener una mayor diversificación en otros muchos campos.

No obstante, ojalá se convirtieran en un éxito y evitaran el fracaso al ser una empresa española que ha demostrado creatividad e ingenio. Lo que está claro es que Pocoyo va a necesitar algo más que suerte para continuar con su trayectoria.

¿Qué pensáis de la situación de Zinkia?





Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


4 comentarios

  1. Yo veo un negocio viable y rentable, pero nada de prometer un 11% y cosas por el estilo.

    Me cae bien su creador, y cuando le escuchas hablar en entrevistas sobre el tema aclara de una forma muy comprensible lo que esta haciendo. El problema es de marketing.

    Las acciones preferentes no se vendian con un aviso grande diciendo que eran de alto riesgo, este producto en cambio ha seguido la normativa y eso echa a muchos hacia atras.

    ResponderEliminar
  2. En una cosa llevas razón, y es que dejarse llevar por la credibilidad de la CNMV es cuanto menos peligroso. Lo que pasa con Zinkia es el ejemplo de lo que ocurre en una empresa cuando la deuda se descontrola y se produce una bajada en las ventas. Sería una lástima que la empresa se viniera abajo, pero captar capital al 11% no sé yo si sería la solución más adecuada.


    También habría que ver las expectativas de crecimiento y planes de negocio que tienen para el futuro más inmediato. Hoy termina el plazo de suscripción, así que no tardaremos en saber algo.


    Saludos!!

    ResponderEliminar
  3. Dudo que lo hayan logrado, venderle algo a una persona hablandole de sus inconvenientes y riesgos no es clave

    ResponderEliminar
  4. Aciertas nuevamente. Ya ha presentado el preconcurso de acreedores y tiene un máximo de 4 meses para negociar y así evitar declararse insolvente.

    ResponderEliminar

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo