.......... ........ ......... ....... .......

El joven que ganó 15 millones en el póker explica el sorprendente motivo por el que no lo celebró.

21 de agosto de 2014



Recientemente, Daniel Colman consiguió ganar un concurso de póker, cuyo premio ascendía a 15 millones de dólares. Pero su cara, parecía no reflejar alegría y llegó a hacerse la foto junto a la montaña de billetes porque la dirección del programa le obligaba a ello. Una vez hecha la foto, el joven se fue sin decir nada.

El vídeo se ha hecho viral, pues nadie entendía el por qué tras ganar 15 millones de dólares no daba saltos de alegría y permaneció, nunca mejor dicho, con "cara de póker".

Y es ahora cuando Daniel Colman ha explicado sus motivos para no celebrar el premio.

daniel colman poker 15 millones

En primer lugar, Colman asegura que no le debe nada al póker, aunque en su caso haya tenido la suerte de beneficiarse de este juego. Pero no quiere promover el póker, pues durante los años que ha estado introducido en este juego, ha conocido la verdadera cara oscura de los implicados en el póker.

Colman cree que se engaña a la gente cuando se muestran unos pocos casos de éxito en este juego, cuando la realidad es que él no aconsejaría a nadie que intentara convertirse en un jugador profesional, pues a pesar de lo que se piense, en este juego hay muy pocos casos de personas que lleven una vida gratificante y feliz, siendo lo más común, el tener una vida llena de estrés, de malos hábitos y de pérdidas económicas importantes.

"Los perdedores pierden más dinero del que ganan los ganadores", asegura Colman, añadiendo que la mayoría de los jugadores pierden incluso más dinero del que se pueden permitir perder. Y ningún jugador medio está feliz de perder tales cantidades de dinero sólo para divertirse.

"Si alguien es tan "primo" como para jugarse más dinero del que puede perder, está bien. Es su problema, pero el negocio en este mundo del juego se basa en un tipo de publicidad que intenta promover este juego en base a falsas expectativas, aprovechando las debilidades humanes para que estas personas tomen decisiones irracionales. Y me parece bien que alguien decida jugar libremente al póker, pero no estoy de acuerdo con esta forma de publicidad".

Se intentan promover los logros individuales, para que de esta forma, las personas se fijen en alguien que es un caso aislado y que ha tenido éxito en este juego, incentivando emocionalmente a otras personas para que intenten ganar dinero de esa misma forma sin mirar más allá de ellas mismas.

"Me preocupa que la gente quiera promover el bien del póker, cuando es un juego que realmente tiene un efecto muy negativo sobre las personas que lo practican, tanto a nivel financiero como a nivel emocional".

Colman reconoce que él aprovecha este juego para beneficiarse de la debilidad de otras personas. Es decir, el que él gane dinero en el póker significa que lo consigue desplumando a otros primos que intentan hacer lo que él hace. Y no está a favor de que más "primos" pierdan su dinero en este juego que tiene un lado muy oscuro.

Aún así, reconoce que a él le apasiona este juego por ser un juego de estrategia. Sin duda, le honra esta forma de pensar.

 Este es el vídeo del momento en que Colman gana el premio.






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo