.......... ........ ......... ....... .......

Pequeños negocios: Regresar más fuerte tras estar al borde del fracaso.

30 de octubre de 2014



Dicen que todo negocio, antes de convertirse en una gran empresa, debió tomar decisiones difíciles e incluso pasear por ese borde fino que pega al acantilado del fracaso. En ocasiones, el momento más crítico para un pequeño negocio viene cuando intenta dar el salto de pequeño a grande. En otras ocasiones, únicamente viene de la selección de supervivencia empresarial, donde muchas empresas del sector deben cerrar y únicamente permanecen aquellas que tenían una base sólida.

En cualquier caso, las decisiones que se toman llegado ese momento, son críticas. Recientemente, la empresa Pacifica recibió el reconocimiento de la Administración de Pequeños Negocios (SBA), nombrando a su fundador como hombre de negocios del año.

Billy Taylor y Brook Harvey-Taylor, fundadores de Pacifica
Billy Taylor y Brook Harvey-Taylor, fundadores de Pacifica | Imagen: Business Insider


Esta empresa familiar, dirigida por Billy Taylor y su mujer, llegaron a un punto muy crítico en 2009, debido a la recesión y un cambio en los canales de distribución. El negocio estaba en peligro a pesar de que el año anterior habían conseguido hacer 12 millones de dólares en ingresos. Pero carecían de una base sólida. Sabían que tenían que hacer algo muy drástico, o se enfrentarían al cierre de la empresa.

Debían reinventar la empresa, por lo que pidieron un crédito de 1,5 millones e invirtieron en una nueva dirección del negocio.

Pacifica fue fundada en 1997 por este matrimonio como una empresa de fragancias totalmente  naturales. En aquel momento, ellos no tenían apenas competencia, por lo que no tardaron en prosperar. Como suele ocurrir, cuando un sector es muy rentable, no tardan en aparecer nuevas empresas dispuestas a hacerse con él.

Para 2007, el sector estaba saturado, y coincidiendo con la recesión, la empresa estaba abocada al fracaso.

Llegado ese punto, una estrategia defensiva únicamente atrasa la inminente muerte de la empresa, por lo que estos emprendedores decidieron elaborar una estrategia de expansión y ataque, invirtiendo en una nueva línea de productos que estuviera acorde con la misión y espíritu de la empresa.

De esta forma, podrían aprovechar y conservar a todos sus actuales clientes y distribuidores. Así que irrumpieron en la industria de la belleza con una línea de cosméticos naturales.

" Necesitas saber lo que puedes ofrecer y que nadie más puede hacerlo. Pregúntate dónde está el espacio en blanco o el hueco vacío", dice Billy en una entrevista para Business Insider.

Al ampliar su empresa en un nuevo mercado, manteniendo su filosofía de uso de ingredientes naturales, Pacifica consiguió retener a sus minoristas más fuertes, incluyendo a Whole Foods, así como aumentaron el volumen de ventas con sus actuales clientes y proveedores. Además pudieron captar a nuevos clientes ahora más interesados en los cosméticos.

De hecho, ahora Pacifica se presenta principalmente como una empresa de cosméticos naturales, y no como originariamente, una empresa de fragancias.

Sus fundadores dicen que esta año cerrarán con unas ventas de 24 millones y que a lo largo de los últimos 3 años, han sido cada vez más rentables.

Esta empresa ha pasado de luchar por su supervivencia a convertirse en una empresa aún más fuerte.

Y es que a las dificultades no se les puede hacer frente arrinconándose y cubriéndote para recibir todo tipo de golpes. Llegado el momento, un negocio debe tomar la decisión de cerrar o continuar. Este matrimonio arriesgó, pero lo hizo teniendo una estrategia clara. Y desde luego, asumir el riesgo ha valido la pena.






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo