.......... ........ ......... ....... .......

No tienes que ser una persona madrugadora para tener éxito - Otro punto de vista.

3 de marzo de 2015



Hasta ahora, numerosos empresarios altamente exitosos nos han dado el mismo consejo; hay que madrugar y levantarse antes que el resto para que el día no te persiga. Ésto es así hasta el punto de que se ha asociado el madrugar con el éxito. Incluso podríamos ir más allá, y es que existen personas que tienen sobre nosotros unas ventajas injustas al no necesitar dormir más de 4 ó 5 horas al día, una ventaja que no se puede igualar, y que incluso es peligroso igualar para quien necesita más de 6 horas de sueño.

(Leer: 5 razones para levantarte más temprano)

Pero desde hace un tiempo, numerosos estudios están corroborando la teoría del mejor rendimiento según la hora del día. Incluso existen atletas que hacen sus mejores marcas a las cinco de la tarde, marcas que no son capaces de hacer a las diez de la mañana. Y esta teoría del mejor rendimiento también parece que se da con las personas en el ámbito de la empresa.

El último en hablar claro sobre este tema en el sitio web Medium.com,  ha sido Gary Vaynerchuk, un empresario altamente exitoso que lleva construyendo negocios desde los 20 años, y que consiguió hacer pasar su empresa de los 5 millones de facturación a los 45 millones en 5 años, además de construir WineLibrary.com, el sitio de comercio electrónico de vino más importante de Estados Unidos, es co-fundador de VaynerMedia, una importante agencia que ayuda a las marcas. Esos son sólo algunos de sus muchos proyectos.

Gary Vaynerchuk lo tiene claro: "madrugar es una mierda". Y es que este empresario piensa que lo de convertirse en un madrugador para tener éxito, está muy  sobrevalorado, al menos para él, pues reconoce que él no funciona bien por las mañanas.

"Algunas personas trabajan mejor a primera hora de la mañana, otros a las 17:00 y otros a las 22:00. Yo nunca he sido un hombre de madrugar. Me cuesta mucho levantarme por la mañana temprano, porque duermo como un ladrillo, y para mí es difícil hacerlo. Es una mierda", dice Gary.

"Si estoy trabajando en un proyecto o si tengo que organizar una reunión, me aseguro de hacerlo en un horario en el que estoy al 100%".

Para Gary, el éxito no depende de cuanto duermes al día, sino de lo que haces cada día cuando estás despierto.



Sin duda, es otro punto de vista que choca con un consejo muy común y trillado, como es el hábito de madrugar, un hábito que Gary ha intentado desarrollar sin éxito, y que finalmente ha decidido rendirse al no verse capaz de rendir igual.

¿Realmente se puede haber idealizado el hecho de relacionar el éxito con levantarse a las 5 o las 6 de la mañana?







Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo