.......... ........ ......... ....... .......

Consejos de Peter Drucker, el mayor pensador de negocios del siglo 20.

4 de junio de 2015



Peter Drucker fue abogado y autor de 39 libros, entre los que se encuentra "El ejecutivo eficaz en acción: Un diario para organizarse bien (MANAGEMENT)", considerado el pensador de negocios más influyente del siglo 20, y mentor de Thomas Koulopoulos, fundador de Delphi Group, el cual  ha querido compartir en Inc.com lo que aprendió de él durante esos 10 años de relación mentor/protegido.

Para Thomas Loulopoulos, Drucker es una de esas personas que arrojan una luz tan brillante que no puedes dejar de observar y seguir cuando se trata de todo lo referente en los negocios: gestión de una empresa, liderazgo, motivación...


Estos son algunos de sus consejos más importantes para los negocios.


1. No te limites a gestionar, toma la iniciativa.

Drucker tenía un problema con el concepto de la gestión del conocimiento de los trabajadores. Sentía que el liderazgo es una responsabilidad compartida. Liderar, en la mente de Drucker, era capacitar a las personas, proporcionándoles los recursos para el éxito en lugar de una hoja de ruta con indicaciones paso a paso. Si eso te asusta, dijo, entonces tienes a la gente equivocada liderando tu organización.

2. La manera de mantener a la gente buena es darles una oportunidad.

Durante el tiempo que Thomas Koulopoulos estaba construyendo su empresa, no perdió ni una sola de las 8 personas que componían su equipo de liderazgo. Lo mismo puede decirse de casi todos sus trabajadores. Han compensado a la gente con justicia, pero esa no es la razón de por qué se quedaron.

Drucker le enseñó que lo que impulsa a las mejores personas es un reto que les permite llegar más allá de sí mismos para ser parte de algo mayor. Es lo que Drucker llama un "tiro a la luna", una meta tan grande que crea una gravedad para atraer a la gente a la misma y los mantiene en su órbita. Además, del desafío sólo se asusta la gente que se tiene que asustar.

(Leer: 8 formas de acabar con la motivación de los trabajadores)

3. Si estás aburrido, es tu culpa.

Drucker no toleraba la pereza. Él estaba constantemente en movimiento. Pensaba que el trabajo duro era malo sólo para aquellas personas que no tienen el propósito o la pasión. Si tienes una razón para trabajar duro y/o la pasión por lo que haces, entonces, nunca van a ser suficientes horas en el día.

Pero Drucker también equilibra el trabajo con grandes pasiones en otras áreas de su vida: su enseñanza, su amor por el arte japonés, y su disposición para guiar y devolver los favores.

4. Trata a tus empleados como si fueran voluntarios.

Este es uno de esos puntos de vista que es completamente intuitivo la primera vez que lo oyes. Drucker pasó la última parte de su carrera trabajando mucho con las organizaciones no lucrativas y organizaciones de voluntarios.

Quería traer visión para los negocios de las organizaciones no lucrativas, pero también creía que las organizaciones con fines lucrativos podrían aprender mucho de cómo las organizaciones no lucrativas atraían voluntarios. "Voluntarios", a los que les diría, salir al final del día y volver si lo deseáis.

(Leer: Las 2 únicas formas de retener a los mejores empleados en la empresa, por el Director de RRHH de Google)

5. Entierra el pasado.

"Lo más difícil de hacer es mantener un cadáver sin que se pudra". Esta lección es aplicable tanto para los negocios como para la vida. Aquellas personas que piensen que los mejores y más brillantes momentos fueron cosa del pasado, significa que no ven el futuro.

Lo mejor siempre debe estar por llegar, por lo que si estás en una relación cadáver o tienes una empresa cadáver, intenta darle vida o deshazte de ella, pues ésta se va a pudrir.

6. Sé humilde.

Si alguien tenía un motivo o razón para ser una persona arrogante, ese era Drucker, según dice Koulopoulos, el cual vio cómo había estado en primera línea del cambio de centenares de hombres y mujeres a los que ayudó a tener éxito.

Sin embargo, Drucker fue cualquier cosa menos arrogante. "No tenía ninguna razón para ayudarme, para ser mi mentor, para dedicarme su tiempo, pero él lo hizo", dice Koulopoulos, "Drucker fue brillante, amable y humilde, una persona que ayudó a los demás a tener éxito, y por tanto, uno de los más grandes en el mundo de los negocios".







Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo