.......... ........ ......... ....... .......

Estos son algunos hábitos de los ricos que puedes comenzar a aplicar mañana mismo.

6 de enero de 2016



Tras leer y estudiar gran cantidad de las vidas y hábitos de los empresarios de éxito y personas actualmente ricas, podríamos decir que existen enormes diferencias sobre todo en la forma de pensar (de ello hablamos en las 10 formas en que los ricos piensan diferente al resto). Finalmente, todo se encuentra en los hábitos y disciplina. Y no es que los ricos tengan ciertos hábitos, sino que ciertos hábitos son los que les llevó a ser ricos.

Aunque ya publicamos un completo artículo con los 25 hábitos de las personas de éxito, en esta ocasión vamos a ir hacia los más sencillos: los cimientos del cambio, y que mañana mismo puedes comenzar a adoptarlos día tras día, añadiendo otros cada semana.


1. Despierta más temprano.

La mayoría de los ricos tienen este hábito. De hecho, coinciden en que madrugar y levantarse incluso 3 horas antes de ir al trabajo, es lo que les ha llevado donde están.

Aprovechan para relajarse, hacer ejercicio, leer la prensa, desayunar tranquilamente e ir al trabajo con una sensación de tranquilidad, y no alterados porque llevan la hora pegada al trasero.

Ya publicamos 5 razones de peso para levantarte más temprano junto con algunos consejos para ayudarte a convertirte en un madrugador nato.

2. Hacer una lista de tareas y adherirse a ella.

No sé si habrás visto cómo muchas personas tienen tanto que hacer, que acaban no haciendo nada. Desde Richard Branson a Warren Buffett, coinciden que tener una lista de cosas prioritarias para hacer primero, hará que no pierdas el tiempo pensando en lo que debes hacer.

Esa lista de tareas debe ser nuestra biblia de trabajo del día, y por lo tanto, hay que completarla sí o sí antes de que acabe el día.

3. Evita el teléfono y contestar correos.

Enviar mensajes de Whattsapp y contestar correos a primera hora de la mañana, puede parecer algo sencillo, pero la gran mayoría de empresarios de éxito coinciden en que no es lo más inteligente, pues si cuando tenemos la energía al 100% dedicamos nuestro tiempo a estas tareas, debamos pasar a las tareas más productivas y que de verdad importan, éstas nos cansarán mucho antes.

Tim Ferris no miraba su correo hasta muy avanzada la mañana, y Arianna Huffington no quiere tecnología por la mañana temprano, salvo para ponerse al día leyendo.

En definitiva, esto nos llevaría a uno de los puntos más importantes....

4. Administrar el tiempo.

Un día tiene las mismas horas para todos, pero los ricos usan esas horas mucho mejor que el resto. Ellos no quieren perder ni un minuto del día, pues saben que la administración del tiempo es una de las mayores ventajas competitivas que pueden tener. Sobre todo en el mundo de los negocios.

Si algo que requiere de nuestro tiempo es productivo, lo hacemos. Si no es productivo, no lo hacemos. Si algo requiere irremediablemente que lo hagamos nosotros, lo hacemos, pero si hasta un mono podría hacerlo, delegamos esa tarea mientras nosotros hacemos algo más productivo.

Es decir, si debemos llamar a un cliente para invitarlo a una fiesta, nuestra secretaria o ayudante puede hacerlo, mientras nosotros nos centramos en llamar a otro cliente para cerrar una venta importante.

Y recuerda que siempre que sea posible, lo difícil debería ser lo primero que debemos hacer, que es cuando tenemos la energía a tope.

(Ver: Las personas más exitosas del mundo tienen estos 7 hábitos en común)

5. Todos los días debemos aprender.

Decía Jim Rohn que una persona puede saltarse una comida, pero nunca puede saltarse un mínimo de lectura de 30 minutos al día.

La lectura y aprendizaje diario se encuentra entre los 3 hábitos que engloban el éxito de Warren Buffett, dicho por él mismo. (¿Qué leer? Estos son nuestros libros recomendados)

6. El cuidado de la salud.

Nuestra mente es nuestro mejor activo, pero nuestro cuerpo es el vehículo que transporta nuestra mente, y por tanto, hay que cuidarlo correctamente.

Comienza  diario de ejercicio y una dieta saludable. Pero haz caso a Tony Robbins, y no te pongas como objetivo perder peso o mejorar tu silueta si careces de fuerza de voluntad. Tu objetivo debe ser comer más saludable (por tu salud y no por tu físico). Si cuidas tu salud y llevas una dieta saludable, no necesitarás enfocarte en perder peso. El peso se irá sólo. Y si haces ejercicio por mejorar tu salud, tu silueta mejorará sola.

7. Cuando acabe el día.....

Durante las primeras semanas y meses, antes de irte a dormir al final de cada día, hazte estas 3 preguntas:
  • ¿Qué he aprendido hoy?
  • ¿He agregado algún valor a las personas que me rodean?
  • ¿He hecho todo lo que podía hacer hoy de la mejor forma que podía?
Y cada día, estas preguntas deben tener una respuesta que nos haga mejorar el próximo día. Comienza por aquí, y ya veremos cómo avanza el año.








Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo