.......... ........ ......... ....... .......

El libro para curar la homosexualidad. Polémica servida.

27 de diciembre de 2011



"Comprender y Sanar la homosexualidad". Así se titula el polémico manual para hacer que una persona homosexual pase a ser heterosexual, escrito por Richard Cohen, una persona que debe partir de la premisa de que la homosexualidad es algún tipo de enfermedad o trastorno mental.

La polémica en sí no es el libro, ni lo es su autor, ya que como bien comunicó el Corte Inglés antes de anunciar su retirada ante las quejas de los usuarios y colectivos homosexuales, escriben libros personas de todo tipo, con diferentes ideologías y planteamientos. La cuestión es qué hacer con el libro.

El internauta lo tiene claro, hay que sacarlo de las estanterías de las librerías, hay que prohibir su venta pues atenta contra el colectivo homosexual. En otras palabras, hay que censurar el libro, y la palabra censura, nunca es buena, o al menos así lo entendí cuando decíamos "NO" a la ley SOPA.
Ahora bien, que nadie me malinterprete, pues lo cierto es que el libro (que ni lo he leído ni lo voy a leer) seguro que será una difamación tras otra (por no emplear el término "gilipollez"). No puede basarse en ninguna base científica, ni mucho menos va a curar algo que no es una enfermedad, ¿pero hasta qué punto su autor tiene derecho o no lo tiene al expresar una idea o una gilipollez?.

Es tan sencillo como no comprar el libro, y aún así habrá miles de personas que lo compren. ¿Quienes somos nosotros para impedirlo?, es más, ¿qué derecho tenemos nosotros a impedirlo?. Si alguien quiere tener ese libro, gracias al imparable internet y a la libertad de expresión que tanto aclamamos, su autor podrá vender el libro de una forma o de otra. ¿No es eso lo mismo que decimos ante la ley Sinde cuando dicen de prohibir las descargas?

Pues en este caso, Richard Cohen es una película, y el Corte Inglés es una página de enlaces de descarga, por lo que estamos llamando a que censuren la descarga en cuestión. Recordad que todos estos pequeños actos por una causa que hoy es justa (o al menos lo parece) mañana nos la podrían poner de ejemplo cuando intenten meternos por narices la ley SOPA, ya que si lo pensáis fríamente, a Richard Cohen se le está aplicando esta misma ley por sacar al mercado algo que a muchos usuarios no les gusta. Es una gilipollez, pero tiene derecho a escribir un libro.

Creo que nunca se debería combatir con el mismo arma que pedimos que otros no lleven a la guerra. El libro será un bodrio, será basura o será una "gilipollez", pero el caso es que diariamente veo en televisión programas que me parecen una gilipollez, películas que son un bodrio y música basura, y no por ello tengo derecho a pedir que lo retiren del mercado. Sencillamente no consumo los productos que no me gustan, pero siempre teniendo en cuenta que es mi opinión personal. 

"Si prohíbes, ejerces censura, si no quieres censura, no prohibas"






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo