.......... ........ ......... ....... .......

Encima de parado, apaleado por la empresa a la que envía el currículum.

21 de septiembre de 2012



El diario Eleconomista.es se hace eco de lo que en un principio había considerado como una broma, pero no. Ha ocurrido en serio. Un chico en situación de desempleo ha enviado un currículum a una productora, concretamente a Riot Cinema Collective.

Este es el correo que ha enviado Carlos, el candidato, donde podemos ver la carta de presentación.



La productora no tardó en responder ni una hora, aunque quizás, el candidato no encontró la respuesta que esperaba, ya que podría haber esperado un Sí o un No, pero no una humillación de tal calibre.


Esta fue la respuesta de la productora al correo de Carlos:



Lo primero que le reprochan es que haya usado un formato de carta de presentación genérico y el no dirigirse a una persona en concreto. La productora se mofa de este chico descaradamente, incluso le echan en cara el que les hable de "usted" al considerarlos mayores.

Presumen de trabajar en una empresa donde tratan a sus clientes "de tú a tú", aunque viendo la respuesta al correo, nos hacemos una idea del trato personal que pueden llegar a ofrecer.

Existen 1000 formas de responder a un correo o a una solicitud de empleo, incluyendo la ya de por sí habitual de "no responder". Está claro que el encargado de selección ha optado por la más incorrecta. Una respuesta totalmente fuera de lugar y dañina para una persona que si bien ha cometido el error de usar una carta de presentación genérica, está claro que no se merecía una respuesta de este tipo al tratarlos en todo momento con cortesía y educación.

Según el mismo diario, al ver que ya se estaba liando parda en la red, Carlos ha recibido disculpas por parte del "experto en modales" que le respondió, alegando que tenía un mal día.

Qué podemos aprender en nuestro negocio de este caso en concreto.

Lo primero es reconocer que en la productora han tenido unos huevos de oro, ya que en plena era de internet y su fuerza viral, hay que ser muy valientes para hacer una tontería de este tipo, pues estoy seguro de que el nombre de esta empresa ahora será conocido, y no de forma positiva.

Lo segundo que podemos aprender es que hay que tener cuidado con quién dejas entrar en tu empresa, pues a fin de cuentas, la imagen que ofrecen tus trabajadores es la imagen de tu empresa, y en este caso, una persona la ha dañado seriamente.

Si esa persona trabajara para mí, mañana mismo estaría enviando curriculum a las empresas, y así, de paso, nos enseñaría cómo se hace una carta de presentación. ¿Sería tan gracioso y sarcástico enviando sus cartas de presentación?

Negocios1000.com





Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo