.......... ........ ......... ....... .......

4 consejos de empresarios contradictorios a nuestras creencias del emprendimiento.

3 de octubre de 2013



Los grandes empresarios suelen dar muchos consejos, y lo cierto es que siempre viene bien escuchar a esas personas que han logrado lo que nosotros nos proponemos. Claro que una vez que escuchamos todos los consejos, podríamos observar algunos puntos contradictorios. Es decir, lo que a un empresario le ha ido bien en su forma de pensar, puede que otro piense todo lo contrario.

Muchos de estos consejos, contradictorios o no, pueden ser malos para tí como emprendedor, o quizás sea lo que necesitabas escuchar. No obstante, siempre es bueno tener esta gran cantidad de materia prima de asesoramiento para posteriormente ir desechando lo que nos es útil y lo que no. Al menos es algo interesante.


Paul Graham: No pensar en grande.

Mientras que uno de los consejos más frecuentes de Donald Trump ha sido el de pensar en grande (ya que tienes que pensar, piensa en grande...), para Paul Graham esto podría ser un error, pues la forma de hacer las cosas realmente grandes sería comenzar con cosas aparentemente pequeñas. "No intentar masticar más de lo que podemos tragar".

Lo cierto es que tanto Graham como Trump tienen razón, y en el caso de Graham, él se refiere únicamente a marcarnos y cumplir pequeños objetivos, que con el tiempo nos llevarán hacia algún sitio si hacemos un buen trabajo. Es el mismo caso que la estrategia Seinfeld, donde todo consistía en hacer un pequeño trabajo diario para que con el tiempo se haya construido algo sin apenas darnos cuenta.

Leo Babauta: No establezcas metas.

Para Leo Babauta, vivimos en una época donde todo el mundo se marca metas y objetivos, pero según él, los empresarios que viven sin objetivos definidos se sienten liberados y dejan de estar limitados al conseguir cosas que no estaban en esas metas. Suelen tener una mente más diversificada, y quizás sean más locos, pero son los locos que consiguen grandes cosas.

El consejo de Leo es dejar de fijar metas para que podamos vivir sin la frustración de perseguir objetivos y no alcanzarlos, de forma que no nos preocupemos tanto por el futuro y nos encarguemos de disfrutar el presente.

*Para mi punto de vista personal, esta filosofía de vivir sin objetivos, es cuanto menos peligrosa, aunque pudiera llevar algo de razón.

David Goldberg: Sal temprano de la oficina.

Todos hemos escuchado que el trabajo de empresario es de 24 horas al día los 7 días de la semana, con reuniones fuera del horario laboral, llevarnos el trabajo a casa e incluso estar haciendo cuentas hasta altas horas de la madrugada.

Pero la filosofía de Goldberg demuestra que es posible tomarte parte de la tarde libre y el resto de la noche y aún así, construir un negocio de 1.000 millones de dólares.

Goldberg piensa que si no puedes dedicar la mitad de tu vida a tu familia y aquellas cosas que importan, ¿qué sentido tiene ser empresario?, por lo que él, todos los días deja la empresa a las 5.30 pm y se lo ha estado dedicando a su mujer e hijos. De hecho, uno de sus principales objetivos en la vida para esta persona era poder acostar a sus hijos a las 8 de la noche todos los días. Si no hubiera podido hacer eso, se hubiera sentido un fracasado.

De paso, dice que él como CEO demuestra a sus empleados que hay que conciliar la vida con el trabajo. Debe haber vida después de la oficina para que compense el trabajo en la oficina. Recuerda así mismo, que gracias a esta política de empresa, consigue retener a empleados de primer nivel que aprecian el tiempo que pueden dedicarle a su familia.

Tim Ferriss: No vayas "all-in" con tu empresa.

Se suele decir que una persona que no se compromete al 100% con su empresa desde el inicio es porque no va en serio, no está convencido y comprometido, y por tanto, probablemente falle. Para Tim Ferriss, eso no es cierto, y aconseja a cualquier empresario que no abandone un ingreso de tiempo completo para lanzarse de golpe en su negocio.

Hasta que no tengas beneficios tangibles en tu negocio, si tienes una nómina, sigue con ella hasta que puedas prescindir de ella. Es un error pensar que tienes que decidirte a ser empresario o trabajador. Al inicio, según Ferriss, es recomendable ser ambas cosas hasta que puedas decidirte por una de ellas. (Leer: Cómo comenzar un negocio sin dinero)

Como podemos ver, independientemente del tipo de consejos, a estas personas les ha funcionado.






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo