.......... ........ ......... ....... .......

Así son las charlas de Jordan Belfort (El verdadero Lobo de Wall Street) sobre ventas y éxito.

11 de noviembre de 2014



Jordan Belfort sigue haciéndose de oro; su libro, los derechos de la película "El Lobo de Wall Street", y ahora, sus seminarios de motivación sobre ventas y el éxito. Y lo cierto es que a pesar de que estemos hablando de un estafador, no hay que negar que aquello que hizo no fue nada fácil.

Belfort se marcó un objetivo y lo cumplió, y realmente lo que hizo no fue mucho más grave que lo que hoy día se sigue haciendo de forma casi legal.

Las empresas contratan a Belfort para enseñar a sus vendedores en el arte de la persuasión en ventas. Y es que es fácil vender caviar a los ricos y mierda a los pobres. Pero lo complicado es vender mierda a los ricos. Y básicamente, eso fue lo que hizo Belfort y sus "francotiradores".

(Leer: 14 secretos y verdades sobre las ventas)

Un reportero del Hollywood Reporter compró una entrada para un seminario de Jordan Belfort por 89 dólares. Sus seminarios se promueven masivamente a través de Groupon, y según este reportero, la sala estaba completamente llena un miércoles por la noche.

Jordan belfort verdadero lobo de wall street conferenca


Concretamente, el título de su charla era "La verdad detrás de su éxito", aunque este reportero ha hecho un artículo sobre su impresión titulado "Mi miserable noche en el seminario de Jordan Belfort", por lo que deducimos que a esta persona no le gustó demasiado la conferencia. Pero claro, también damos por hecho que esta persona compró la entrada para poder criticar a un hombre que no le caía nada bien.

Así es la charla, según el reportero.

Jordan Belfort comienza paseando por el escenario diciendo:

"La venta es todo en la vida. O usted está vendiendo, o usted está fallando. 
"El mundo se divide entre patos y águilas; los patos tienen una historia de mierda. Ellos se comportan como patos porque no pueden tener lo que quieren. Se les impide conseguir lo que ellos quieren. Ellos tienen lo que yo llamo una "opción imposible. 
Pero las águilas son diferentes. Las águilas se elevan por encima de la multitud. Una cosa os puedo prometer: En esta sala no hay ni un sólo pato. ¿Sabéis por qué?, porque los patos no vienen a este tipo de eventos". 

Sin duda, la entrada es realmente motivadora, y prosigue con un discurso que el reportero ha tachado de "lleno de aforismos y tópicos", del tipo: "hay que ser apasionado, entusiasta hasta el infierno y un experto en tu campo".
En el escenario continúa contando con todo tipo de detalles sus historias salvajes e ilegales, las cuales aparecen en su mayor parte en la película y asegurando que Leonardo DiCaprio hizo un excelente papel merecedor del Oscar, porque pasó mucho tiempo con el verdadero Lobo de Wall Street para prepararse el papel.

Belfort explica con todo tipo de detalles y orgullo el momento en que hundió su yate de 167 millones de dólares, así como su intoxicación por aquella droga que tanto le gustaba. Además se jacta de las innumerables ocasiones en las que engañó a su esposa.

Reconoce que para él, sus 22 meses de estancia en la cárcel no han sido duros, pues estuvo en una no tan mala cárcel. "Nunca tuve preocupación por ser violado por Bubba todas las noches", dice Belfort bromeando.

Belfort aprovecha su conferencia para presentarte un nuevo negocio en bienes raíces, con un método garantizado para ganar dinero en los inmuebles, en el que no hay honorarios por adelantado, y pudiendo trabajar desde casa.

Es en este momento, cuando el "reportero infiltrado" en la conferencia se siente indignado, sobre todo al ver a tanta gente interesada en participar en el nuevo negocio de Belfort.

Dice que es un negocio rentable en forma de juego activo en el que no hay riesgo.

En ese momento, varias personas de la sala se indignan. Un asesor financiero y un abogado se ponen de pie muy molestos. Quieren el reembolso del dinero que han pagado por asistir a esta conferencia al considerar que Belfort ha insultado su inteligencia por aprovechar la cita para vender, lo que ellos entienden como otra especie de engaño para incautos.

Varias personas más de los asientos VIP  piden también su reembolso, y todos ellos son acompañados al exterior por los acomodadores de la sala.

Cuando Belfort reanuda su charla, él vuelve a aprovechar el momento para intentar enganchar a los presentes para un nuevo seminario de 3 días por sólo 1997 dólares si 100 personas se inscriben. De lo contrario, deberán pagar un valor de 10.000 dólares, que es el precio al que valora ese seminario.

Nadie sabe exactamente cuánto dinero está haciendo Jordan Belfort, aunque probablemente esté ganando millones a pesar de que se le siguen reclamando 100 millones de dólares. El Departamento de Justicia de Estados Unidos sostiene que Belfort tiene su dinero en una empresa australiana a la que no pueden acceder.

Y termina Jordan Belfort: "Tienes que soñar en grande. De esta forma, aunque falles, seguirás siendo rico".






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo