sábado, agosto 18, 2018
Estrategiaricos

Este hábito evitará que te hagas rico, según Corley, que estudió a los millonarios durante 5 años.

Hay hábitos que tienen en común los ricos, y hay hábitos que tienen en común el resto.

Ya que estamos en la semana de los hábitos, qué mejor que tomar el estudio de Thomas C. Corley, autor de “Rich habits (Los hábitos de los ricos)”, un hombre que estudió durante 5 años  los hábitos de los ricos encontrando muchos rasgos y patrones comunes entre los millonarios, hábitos que incluyen la lectura, la construcción de relaciones, establecer objetivos y asumir riesgos calculados.

Ver: 15 hábitos de los millonarios (extendido)

Por otra parte, muchas personas que no logran sus metas o que fracasan en la vida (y por fracaso no hablamos de personas que no consigan hacerse ricas, sino de gente que vive una vida que no desea tener) también tienen una serie de hábitos en común que Corley los engloba en un sólo rasgo o grupo: 

Los hábitos de no hacer nada.

thomas c corley autor habitos de los ricosQue pueden incluir el no leer, no establecer contactos con personas que nos aporten valor, rodearse de personas que no aportan nada, no invertir dinero de forma prudente, etc…

No se trata de lo que haces, sino de lo que eliges no hacer, lo que determina tu éxito en la vida.

Y por este motivo, no se trata tanto de los buenos hábitos que tienes, sino de los hábitos que has decidido no tener y de los malos hábitos que has construido.

Tras esos 5 años estudiando los hábitos diarios de cientos de personas ricas, en sus libros publicó algunos estos hallazgos en forma de estudio completo.

Qué hábitos tienen los ricos hechos a sí mismos

Este grupo de ricos adquirió lo que Corley llama hábitos enriquecedores y de progreso, los cuales ayudaron a estas personas a lograr sus sueños y metas. Ésto incluye:

  1. Experimentación: probar cosas nuevas para descubrir un talento o pasión innata. Precisamente de ésto mismo hablé en el vídeo: “Si quieres encontrar tu pasión, no busques tu pasión
  2. Lectura: 30 minutos o más todos los días para la autoeducación y aprendizaje continuo.
  3. Construir buenas relaciones: Tanto el éxito, como los buenos trabajos, así como las mejores oportunidades de negocios, suelen venir de las relaciones que construyes. Es más probable que alcances la riqueza si te rodeas de personas ricas. Es más probable que tengas éxito en un negocio si te rodeas de empresarios. poco más hay que decir en este punto.
  4. Fijación de metas: Sin una meta no hay un destino al que queremos llegar.
  5. Tomar riesgos calculados: Los ricos saben que toda decisión y toda inversión conlleva un riesgo, pero asumen ese riesgo, porque saben que si tienes una meta y no caminas hacia ella, es solo un deseo, y los deseos, no son reales hasta que no los persigues.

Corley nombra muchos más hábitos, pero la idea es entender que los ricos son impulsados por este tipo de hábitos que a menudo producen aversión al resto de personas.

Ver: diferencias entre cómo piensan los ricos y el resto

Los que no son ricos también tienen hábitos.

La investigación de Corley, en su fase más irónica, también condujo a un gran descubrimiento. Las personas que no eran ricas, también tenían hábitos que no tenían los millonarios. Son los hábitos de no hacer nada, y éstos incluyen:

  1. No leer para aprender, lo cual es un hábito. Bueno o malo, pero lo es.
  2. No hacer ejercicio es otro hábito.
  3. No comer de forma saludable.
  4. No perseguir sus sueños, un hábito muy común entre los que no tienen unas finanzas saneadas.
  5. No despertar temprano para buscar la automejora.
  6. No ahorrar dinero
  7. No invertir dinero
  8. No ser frugal
  9. No hacer más de lo que te exige tu sueldo.
  10. No evitar el desperdicio de tiempo es un hábito muy difícil de lograr.
  11. No hacer lo que sabes que debes hacer. Creo que ésto tiene que ver con la procrastinación.
  12. No tomar responsabilidad personal por los resultados obtenidos en la vida.
  13. Etc…

Volviendo a esta frase: “A menudo, no es lo que haces lo que determina las circunstancias de tu vida: es lo que eliges no hacer.”

Lo cierto es que podemos conocer los hábitos de una persona únicamente observándola y conociendo su situación.

Es decir, si ves a una persona que tiene unos brazos fuertes, un abdomen marcado, lo más probable es que esa persona tenga el hábito de hacer bastante ejercicio y cuidar su alimentación. Reconocer a quien tiene el hábito de atiborrarse a comida basura y exceso de sofá, es más fácil aún.

Lo mismo ocurre con el resto de hábitos. Está claro que si vemos a una persona con sus finanzas saneadas, está claro que esta persona ha adquirido unos hábitos muy diferentes a otra persona que tiene problemas financieros.

En este sentido no hay muchos más secretos. Todo depende de los hábitos y disciplinas que adquirimos en la vida.

Vídeo recomendado: ¿Por qué no tienes éxito y dinero?

Más de Thomas C. Corley:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.