.......... ........ ......... ....... .......

Cómo tener ideas de negocios creativas, o cómo crear una nueva profesión innovadora.

7 de agosto de 2015



Se suele decir que la creatividad es algo que todos traemos de serie en nuestro cerebro, aunque el cerebro, al funcionar como un músculo, si sus partes no se ejercitan , éstas se atrofian. Es decir, todos tenemos la capacidad de ser creativos siempre y cuando desarrollemos la actitud correcta. Y esta actitud, suele salir a relucir cuando "la necesidad aprieta".

Ser creativo no es nada fácil. Requiere trabajo e imaginación para forzar los cambios o adaptarnos a ellos. Lo que es indiscutible, es que en el momento actual, tanto profesionales como empresas, deben ser creativos, o de lo contrario, hay una alta probabilidad de que desaparezcan del mapa.

Si no sabes qué hacer o qué idea de negocio podrías sacar al mercado, el primer consejo sería comenzar a ejercitar esa parte del cerebro. En primer lugar, debes comenzar a animarte y pasar a la acción. En segundo lugar, debes saber que lo más probable es que tengas más fracasos que éxitos en tus ideas.

(Ver: Cómo saber a qué dedicarse)

1. Recurre a leer cosas distintas a las habituales.

Para desarrollar la creatividad y provocar esa idea creativa, deberás comenzar a leer cosas acerca de temáticas muy distintas a lo que estás acostumbrado, relacionarte con otro tipo de personas e incluso estudiar otras culturas.

Por ejemplo, si eres un arquitecto, y únicamente lees cosas sobre arquitectura y publicaciones sobre tu gremio, rara vez descubrirás nuevas ideas fuera de tu profesión. Ahora imaginemos que comienzas a leer sobre energías renovables o comienzas a relacionarte con expertos en domótica, puede dar lugar a nuevas ideas para un nuevo tipo de arquitectura eficiente, donde la idea de la construcción sea una vivienda energéticamente autosuficiente e inteligente gracias a la domótica.

Es lo que se llama "hibridar" conceptos.


Hace algunos años, al comprar una revista, me regalaron un libro llamado "El Arte de Inventarse profesiones", el cual, al ser un regalo y tener mis propias lecturas preparadas, no llegué a leerlo, hasta hace relativamente poco, cuando descubrí que el libro tiene unos conceptos e ideas fantásticas sobre cómo crear tu propia profesión con mucha creatividad.

En el libro se hacía mención al caso McLean en 1937.

McLean era un camionero que transportaba algodón de una ciudad a otra en 1937, y observó cómo debía esperar durante horas para que descargaran la mercancía de un camión y la pasaran a un barco. McLean tuvo una idea que cambiaría la forma de transportar mercancías para siempre.

Su idea consistía en que las mercancías pudieran cargarse directamente sin que nadie tuviera que tocar el producto o descargarlo manualmente. Su idea de negocio fue inventar el contenedor para el transporte de mercancías, de donde salió la empresa Seeland. Es decir, con el paso de los años, McLean fue el responsable directo de que hoy día los contenedores marítimos sean la forma habitual de transporte de mercancías, algo que sin duda, ha acelerado y facilitado el transporte.

Mas recientemente, podemos ver cómo muchas empresas han "hibridado" otros conceptos, como son los contenedores marítimos y las viviendas. Y es que ahora se usan esos contenedores para hacer viviendas en su interior de bajo precio. Ambos inventos nacen de forma creativa y dan solución a una necesidad. Y no dejan de ser una mezcla de dos conceptos muy distintos.

2. Para ser creativo, deberás matar un viejo concepto.

Ser innovador o creativo es algo que suele dar miedo a muchas personas y sobre todo a las empresas, porque a menudo, una nueva idea de negocio innovadora, primero debe matar a la idea antigua.

De hecho, no es un cliché que una crisis es una oportunidad, pues una crisis anuncia un cambio de ciclo, donde van a morir muchos conceptos y los más creativos, acabarán creando otros.

Existe un viejo dicho que dice: "No podemos controlar el viento, pero sí podemos controlar cómo colocamos las velas para que el viento nos empuje".

Por ejemplo, el correo electrónico poco a poco está acabando con el correo tradicional, el ebook está haciendo daño a los libros en papel. El CD acabó con el cassette, el DVD con el VHS, y dentro de poco, la hibridación de productos tecnológicos, acabará con la necesidad de transportar música, archivos y películas en formatos físicos. Serán formatos absolutamente digitales. ¿Y eso es bueno, es malo...? No lo sé, pero es lo que hay. Como negocio, te adaptas o mueres.

3. La técnica SCAMPER para tener ideas creativas.

Sergio Bulat, el autor del mencionado libro "el arte de inventarse profesiones" habla de Fred Osborne, un profesional creativo de una agencia publicitaria, el cual desarrollo el concepto SCAMPER, cuyas iniciales corresponden a :

Sustituye: Puedes ser creativo sustituyendo una cosa por otra. Por ejemplo, además de todo lo anterior, las cámaras con carrete y posterior revelado, fueron sustituidas por las nuevas cámaras digitales. Y ahora, muchas empresas han innovado hacia atrás, para así poder ofrecerte tus fotos digitales en papel con todo tipo de presentaciones.

Combina: mezclar conceptos que normalmente no se mezclan. Por ejemplo, además del concepto de Casas-contenedores marítimos, todos hemos visto cómo han proliferado los Coach. Por primera vez hemos visto cómo la rama de autoayuda o psicología, ahora forma parte del mundo de la empresa con la creación de los "coach ejecutivos". Es más, Sergio Bulat presume de haber mezclado dos conceptos que han dado lugar a una nueva profesión a la que se ha estado dedicando durante mucho tiempo, que es el "coach literario".

Adapta: Adaptar tus conocimientos a otro campo completamente distinto. Sin ir más lejos, muchos de los ex-militares estadounidenses, cuando dejan el ejército, aprovechan para enseñar a las personas a tener éxito en sus carreras, e incluso a los empresarios a dominar su guerra empresarial, dándoles lecciones militares adaptadas al mundo de la empresa.

(Ver: 7 Lecciones para el éxito, de William H. McRaven, comandante de los SEAL que dio caza a Bin Laden)

Modifica: A veces únicamente es cuestión de coger una idea antigua y darle alguna mejora. En este caso, los teléfonos móviles son un buen ejemplo, así como las constantes mejores que se hacen en el mundo de la tecnología para ganarle la batalla a la competencia. Es cuestión de preguntarse: "Qué puedo cambiar o modificar de esta cosa para mejorarla".

Para otros usos: Pregúntate para qué más puede servir algo. En este caso, echemos un vistazo al famoso juego de mesa Monopoly, un juego que nació como tantos otros para diversión. Pero alguien ha tenido la idea de que es un buen juego también para educar sobre conceptos de negocios y finanzas. Evidentemente, otros empresarios han tenido la idea de crear sus propios juegos de mesa más enfocados al aprendizaje de una materia concreta, mezclando dos conceptos que serían la diversión-aprendizaje.

Elimina: Debes preguntarte, ¿De qué podemos prescindir en esta nueva idea o adaptación?

Reformular: No des nada por sentado. Reconstruye y vuelve a construir una cosa o concepto.

Gran parte de los puestos de trabajo actuales tal y como los conocemos, tenderán a desaparecer, por lo que veremos cómo la creatividad dará lugar a nuevos negocios y profesiones. Probablemente aún no hayamos visto nada.

De la misma forma que ha salido una profesión y negocio muy rentable de la nada, "el community manager", veremos todo tipo de nuevas profesiones. Y tú, podrías ser el siguiente en crear un nuevo concepto, un nuevo producto o tener una nueva idea que destruya una antigua. Todos tenemos esa capacidad, aunque no todos la tengamos igual de entrenada.






Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

.
 

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo

+ Visto última semana

Suscríbete gratis y recibe nuestros artículos en tu correo